Opinión obtenida en entrevista, por Paola Olea, 13 años.
Ilustraciones de página: Guillermo Acosta, 12 años.

Nedelia Moguel y Andrei Kourchenko.-
Primero todo el grupo de reporteros de este periódico, que somos 13, expusimos temas que nos gustaría debatir, y el que tuvo más votos fue el tema de "las groserías", porque la mayoría las dice, aunque se supone que no se deben decir. Luego cada quién expuso su punto de vista sobre las groserías, y nos dimos cuenta que había varios que aceptaban usar esas palabras, y otros pocos (únicamente 3) las rechazaban completamente, entonces nos dividimos en dos equipos para exponer cada uno, nuestra postura. A continuación podrás conocer lo que pensó cada equipo, conocerás los resultados de una encuesta que hicimos, y la opinión de algunos escritores de libros infantiles.

GRUPO EN CONTRA DE LAS GROSERÍAS.
Nosotros estamos en contra: José Miguel Rentería, Nedelia Moguel, y Andrei Kourchenko, y este es nuestro punto de vista:

  • Pensamos que las groserías son palabras vulgares, cuya única función es ofender o insultar a las personas.
  • También creemos que es una mala manera de expresarse.
  • Y que es una muestra de falta de un vocabulario extenso.
    Por lo tanto creemos que usar groserías, es un modismo, y por eso las usan tantas personas. Nosotros nos negamos a usarlas.

GRUPO A FAVOR DE LAS GROSERÍAS.
Nosotros somos el equipo a favor de las groserías: Michael Krieg, Guillermo Acosta, Paulina Cabañas, Santiago Betancourt, Sebastián Rodríguez y Paola Olea, y esto es lo que pensamos:Nosotros creemos que podemos utilizar las groserías, fijándonos en qué momento y lugar las decimos, o con qué persona. Pensamos que hay que utilizarlas con personas que también las utilizan y que no se ofenden. Además creemos que sirven para desahogarnos cuando estamos enojados, además nos damos cuenta que son muchas personas que las utilizan para esto.

ENCUESTA: Nosotros hicimos una encuesta, y averiguamos que el 60% de los encuestados sí las utiliza mucho; el 20% las utiliza de vez en cuando y otro 20% no las usa. Por todo esto, nosotros creemos que las groserías son sólo una forma de expresarse, que la mayoría de la gente usa.

OPINIÓN DE ESCRITORES

ROBERTO OLIVERA UNDA, autor de "El libro misterioso", publicado por Alfaguara (ver pag., 10).- "Son normales en cierto tipo de personas, todo depende de la educación. Cada quién decide si usarlas o no. Utilizar las groserías, es ya una moda. Yo personalmente no las he usado con mi familia y amigos, pero si mis novelas presentan una situación en las que amerita usarlas, las uso. Reflejan la pobreza del lenguaje, y hay quienes tienden a repetir palabras que ni siquiera entienden. El más grande beneficio de tener un vocabulario amplio, es poder imaginar grandes cosas. Personalmente, la mayor parte de mi vocabulario, lo he obtenido de los libros".
Opinión obtenida en entrevista, por José Miguel Rentería, 12 años.

ROXANA ERDMAN. Escritora infantil.- "Contestar esta pregunta es como echar un volado: si sale cara hay unas razones a favor, y si sale contra, pues... Pero bueno: como yo lo veo, las groserías son palabras, y como tales, me parece que está bien que existan y que sean usadas en los lugares y los momentos adecuados. Lo que no me parece bien es que las groserías sustituyan a otras palabras. Hay gente que por pereza, por ignorancia o porque cree que así está a la moda dice una grosería por cada tres palabras; eso se llama pobreza de lenguaje, y como a mí me fascina el español, no me gusta que las groserías anden sonando por todos lados en detrimento (mira qué bonita palabra) de la creatividad y de otras palabras. A ver: ¿Hace cuánto que no escuchas la palabra gusarapo? ¿clavicordio? ¿marmota? Recibe mis saludos y mis buenos deseos. Inquirriadamente, Roxanna.
Opinión obtenida en entrevista, por Santiago Betancourt, 10 años.

Cienp.- -¡Inquirriadamente! Vale la pena conocer el significado de esta palabra. ¡Búscala en el diccionario!

LETICIA HERRERA, autora del libro "La Fiesta" (ver pag. 7) ".- Las graserías son palabras que, como todas las que aparecen en el diccionario, tienen un significado y función muy claras. Algunas de ellas, idican un grado de inteligencia bajo, o bien una actitud perversa. En algunas regiones de la república, las groserías se usan, como cualquier otra palabra común, pero despojadas de hostilidad, y llegan en ocasiones, a resultar graciosas".

regresar